¿Sabías que la marihuana es un antiinflamatorio?

0
1436

Actualmente, y tras muchos años de prohibición, existe una tendencia global a legalizar la marihuana medicinal. Pero ¿sabemos qué diferencia hay entre la marihuana medicinal y la marihuana de uso lúdico? Aunque parezca insignificante, una pequeña diferencia en los cannabinoides, los principios activos de esta planta, le confiere unas propiedades u otras.

La mayoría de variedades de marihuana contiene prácticamente solo THC o tetrahidrocannabinol, pero desde hace una década aproximadamente se han descubierto los beneficios de otro principio activo de la marihuana, el CBD o cannabidiol.

thumbnail_cannabis-1610407_1280

Se denominan variedades de marihuana medicinal, aquellas cuyos cogollos (flores de las plantas hembra) contienen más de un 4% de CBD sobre materia seca. La propiedad más remarcable del CBD es que contrarresta la psicoactividad del THC, haciendo que la marihuana apenas coloque. Sin embargo, y por suerte para todos nosotros, también tiene grandes propiedades medicinales.

Nuestro propio cuerpo genera cannabinoides, el más famoso de ellos la anandamida, y tiene varios receptores que sirven como sistema de comunicación en distintos procesos fisiológicos. Este conjunto de receptores es lo que se denomina sistema endocannabinoide o sistema cannabinoide endógeno, y es el responsable de que la marihuana nos afecte a nivel fisiológico (no solo coloca!).

Vale la pena recordar, que además de los cannabinoides, el cannabis produce decenas de moléculas que también afectan a nuestro cerebro: son los llamados terpenos o aceites esenciales. Estos terpenos son las mismas moléculas presentes en las flores de Bach, y tienen nombres parecidos a las plantas que nos recuerdan: limoneno, pineno, mentol, linalol, mirceno…

5 propiedades de la marihuana medicinal

 – Antiinflamatoria. Una propiedad muy beneficiosa para los que sufren de artritis o colitis ulcerosa. El CBD tiene un marcado efecto antiinflamatorio, evitando tener que recurrir a antiinflamatorios con efectos secundarios, como los derivados de los esteroides. Algunas personas recurren al aceite de cannabis para aplicarlo directamente sobre las articulaciones o la espalda.

– Analgésica. Varios estudios clínicos han demostrado las propiedades analgésicas del THC y el CBD, ambos componentes de la marihuana medicinal. En algunos países se prescribe marihuana medicinal para la esclerosis múltiple, artritis reumatoide, migrañas y neuralgia.

– Antiepiléptica. Es otras de las propiedades de la marihuana medicinal, que además de ser beneficiosa por si misma, potencia la actividad anti convulsiones de fármacos como la fenitoína y el Diazepam. En la actualidad son abundantes los casos de padres estadounidenses que tratan a sus hijos epilépticos con aceite de CBD.

– Antihemética. Ayuda a combatir las náuseas y vómitos en aquellas personas que están siendo tratados por radio y quimioterapia, como consecuencia de sufrir un cáncer. Además, la marihuana abre el apetito, algo muy necesario en pacientes que sufren vómitos o tienen déficit alimentario, como son algunos pacientes con VIH.

-Antiasma. Aunque desde hace décadas se conocen los efectos beneficiosos sobre el asma del cannabis, la marihuana con alto nivel de CBD “apenas” coloca, por lo que se puede administrar a todo tipo de personas.

 Vale la pena recordar que cualquier administración de marihuana medicinal se debe hacer por vía oral o mediante vaporización, nunca fumando. El simple hecho de fumar ya es perjudicial para la salud de por sí, así que el porro terapéuticono existe. Sí que se puede optar por el aceite medicinal hecho con alcohol isopropílico, las infusiones de marihuana o los vaporizadores de marihuana, de los que actualmente existen decenas de modelos en el mercado.

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY