La cúrcuma puede bloquear naturalmente las células cancerígenas.

La cúrcuma se ha utilizado la medicina ayurvédica durante siglos en Indonesia y el sudeste asiático. Es un poderoso antioxidante y antiinflamatorio. Por lo tanto, puede ayudar a combatir una serie de condiciones crónicas de salud, las enfermedades del corazón y la diabetes o la demencia. Es capaz de reducir la inflamación celular y el estrés oxidativos que puede causar enfermedades degenerativas. Ayuda que mejore nuestra circulación, por lo tanto nuestras heridas cicatrizarán antes.

cúrcuma

¿Sabías que si tomas una cucharada diaria de cúrcuma, vamos a disminuir significativamente la manera en la cual la capacidad de las sustancias que hacen que nuestro ADN mute para causarnos cáncer?

En una investigación en la Universidad de UCLA se demostró que la curcumina(su componente principal) tiene unas propiedades que consiguen bloquear el cáncer, en un estudio en el cual estuvieron estudiando a 21 participantes que sufrían cáncer en la cabeza y el cuello. Estos participantes tomaron dos tabletas masticables que contenían 1000 mg de curcumina cada una. Gracias a esto el crecimiento de los cánceres fueron inhibidos y se detuvo la propagación de las células malignas.

Para obtener los máximos beneficios, la cúrcuma tiene que ser de alta calidad. Y debemos mezclarla con grasa, ya que así nuestro estómago podrá absorber mejor la curcumina, para que llegue a nuestra sangre donde puede ofrecernos todos sus beneficios.