Aceite casero de canela efectivo para curar enfermedades y afrodisíaco natural.

La canela es una de esas especias que hay en tu cocina y que pueden hacer algo más que dar sabor a tus alimentos. La canela tiene una gran variedad de beneficios para la salud que la mayoría de gente no conocen.

La canela ha sido utilizado durante siglos como remedio natural, y la ciencia ha demostrado sus efectos naturales en nuestro cuerpo.

aceite de canela

La canela ayuda a tratar:

Infecciones por hongos

Según un estudio realizado en Gran Bretaña se demostró que la canela contiene compuestos químicos que luchan contra las infecciones por hongos.

La diabetes

La canela también ayuda a incrementar los niveles de glucosa en pacientes que tienen diabetes tipo 2.

Enfermedad del Alzheimer

En la Universidad de Tel Aviv, se descubrió que la canela previene la enfermedad del Alzheimer.

Esclerosis múltiple

Los investigadores del Centro médico de la Universidad de Rush encontraron que la canela previene el proceso destructivo de la esclerosis múltiple.

Los efectos negativos de comidas altas en calorías

La canela también es eficaz a la hora de reducir los efectos negativos de cuando comemos alimentos que son altos en calorías y en grasas, lo cual nos ayuda a perder peso.

Cáncer

En un estudio realizado en ratones se descubrió que la canela ayudaba a inhibir las células de melanoma en un 68% después de 72 horas de tratamiento.

Tu puedes crear tu propio aceite de canela para utilizarlo en casa cada día y así conseguir estos geniales beneficios para tu salud y el beneficio añadido de que la canela es un afrodisíaco natural.

Ingredientes:

5-6 palos de canela

3 tazas de aceite de oliva

Un frasco de vidrio con cierre hermético

Toma los palitos de canela y colócalos en un frasco de vidrio con aceite de oliva hasta cubrirlos. Guardará botella a temperatura ambiente durante tres semanas, de vez en cuando agitar la botella para avivarlo. Después de tres semanas cuela el líquido a través de una gasa en bote. Puedes utilizarlo para condimentar alimentos o simplemente tomar una cucharadita todas las mañanas.