Aquí te decimos como usar el limón para deshacerte del dolor de rodilla sin salir de tu casa

0
67207

El dolor de rodilla es un problema común y puede afectar a personas de todas las edades. Puede ser causado por una lesión repentina, una lesión por el sobreuso o por una condición subyacente, como artritis. El tratamiento variará dependiendo de la causa.

El dolor repentino en una de las rodillas es usualmente el resulta del sobreuso de la rodilla o de una lesión. En muchos casos no necesitas consultar a tu médico.

dolor-de-rodilla

Aquí te decimos como usar el limón para deshacerte del dolor de rodilla sin salir de tu casa.

Ingredientes:

  • 1-2 limones
  • Aceite de sésamo

Instrucciones:

1. Corta los limones en pedazos pequeños

2. Une los pedazos de limón con una tela de algodón y sumérgelos en aceite de sésamo tibio.

3. Coloca la tela en la rodilla afligida de 5 a 10 minutos.

4. Haz esto dos veces al día hasta que el dolor se haya ido por completo.

Nota: Beber el jugo de un limón diluido en un vaso de agua tibio en la mañana con el estómago vacío también es beneficioso.

Los limones son un rica fuente de vitaminas y minerales tales como vitamina C, A, B1, B6, magnesio, bioflavonoides, pectina, ácido fólico, fósforo, calcio y potasio.

Las altas cantidades de calcio y vitamina C ayudan a mantener y a mejorar la salud de los huesos y previene enfermedades óseas como osteoporosis, artritis reumatoide y poli-artritis inflamatoria.

Aceites esenciales de fragancias de limón ayudan a relajar los vasos sanguíneos y producen un efecto antiinflamatorio, haciéndolos útiles para el dolor de articulaciones y nervios.

El aceite de sésamo ha sido usado como un aceite sanador por miles de años. Es un agente antiinflamatorio natural.

El aceite de semillas de sésamo se absorbe rápidamente  y penetra los tejidos hasta el núcleo del hueso. Entra en el torrente sanguíneo mediante los capilares y se distribuye. El hígado no elimina las moléculas del aceite de semillas de sésamo de la sangre, y las acepta como amistosas. Ayuda a que las articulaciones mantengan su flexibilidad.

¿Cuándo debes consultar a tu médico?

NHS Choices recomienda consultar a tu médico si:

  • No puedes poner nada de peso en tu rodilla.
  • Tienes dolor severo aun cuando no colocas peso, por ejemplo, de noche.
  • Tu rodilla se traba o tienes sonidos dolorosos.
  • No puedes doblar o enderezar totalmente tu rodilla.
  • Tu rodilla parece deforme.
  • Tienes fiebre, enrojecimiento y calor alrededor de la rodilla.
  • El dolor no comienza a mejorar en un par de semanas o tienes dolor severo después de cuidar tu rodilla en casa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here